Otra forma de violencia contra la mujer

Cuando se considera quitar la vida de un hijo o hija en gestación, sea envenenándolo químicamente o desmembrándolo quirúrgicamente, legal o no, es lógico concluir que el aborto es por si mismo un acto violento. Pero al mismo tiempo ‒como fue discutido por investigadores de distintos países en una reunión paralela a las sesiones de ONU Mujer‒ el aborto es otra forma de .En las últimas décadas, varios estudios epidemiológicos indican que una proporción significativa de abortos inducidos legales –25% o incluso más- ocurre por coerción de la propia pareja o un familiar sobre la mujer o niña esperando un hijo. De hecho, entre los factores de riesgo más comunes para aborto y problemas de salud mental posterior, se encuentra la historia de violencia doméstica infligida por la pareja o el antecedente de abuso durante la niñez. A veces es la propia madre, el padre o ambos los que fuerzan el aborto de una hija embarazada. A esto, se agregan casos de abuso reiterado de adolescentes donde se recurre al aborto legal en caso de embarazo.Estudios conducidos en Finlandia, confirman que el aborto incrementa a más del doble el riesgo de suicidio en mujeres en edad reproductiva, mientras el embarazo llevado a término lo reduce. Un reciente estudio en Chicago, mostró que el aborto incrementa el riesgo de problemas de pareja, incluyendo violencia doméstica, consumo de drogas y divorcio. Al mismo tiempo, existe una fuerte correlación entre las tasas de aborto y homicidios de mujeres.En China, miles de mujeres son obligadas a abortar debido a las políticas de un solo hijo. El aborto sexo-selectivo de miles de niñas es una cruda realidad de discriminación contra la mujer en China que se reproduce culturalmente también en India.En el contexto latinoamericano, la historia de aborto inducido se asocia significativamente a ideación suicida en mujeres brasileñas. En México, la violencia física contra la mujer embarazada se incrementó de 5,3% a 9,4. Los estudios se multiplican y estos son sólo algunos ejemplos.En la apertura de las sesiones organizadas por ONU Mujer, el Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, enfatizó que “existe una sola verdad universal, aplicable a todos los países, culturas y comunidades: la violencia contra la mujer nunca es aceptable, nunca es excusable, nunca es tolerable”. Autor: Elard Koch (@ElardKoch). Investigador en ciencias biomédicas de la Universidad de Chile y actual director del Instituto MELISA http://www.melisainstitute.com, Centro de Medicina Embrionaria y Salud Materna

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s