Alcalde y Gobernador de NY: sino opinas como nosotros a la carcel

El abortorio de la multinacional Planned Parenhood en Bleecker Street en Manhattan  tiene un historial de lesiones a mujeres y no tiene una salida de urgencia para las mujeres que necesitan ser llevadas a un hospital después de abortos fallidos. Dos activistas pro-vida, Bevelyn Beatty y Edmee Chavannes, estaban fuera del abortorio el 30 de mayo, no había voluntarios de Planned Parenthood presentes debido a COVID-19, pero el guardia de seguridad llevaba un chaleco voluntario y se quedó afuera para acompañar a las mujeres a la ent

rada para que se hicieran el aborto. Planned Parenthood llamó a la policía, que llegó y les dijo a Beatty y Chavannes que tenían que irse debido a las pautas de distanciamiento social COVID-19, implementadas a través de órdenes ejecutivas del gobernador de Nueva York Andrew Cuomo y el alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio responsables de permitir abortos de hasta 9 meses de gestación.Ante su negación las arrestaron. LiveAction

¿Donde esta el derecho a la libre expresión en Nueva York?

Admitiendo bajo juramento haber participado en la venta ilegal de partes de bebés abortados.

Según informa Aci Prensa, un nuevo video del Center for Medical Progress (CMP) ha revelado testimonios del 2019 de varias ejecutivas y directoras de la multinacional abortista Planned Parenthood (PP), admitiendo bajo juramento haber participado en la venta ilegal de partes de bebés abortados.La venta de tejidos con fines de lucro es ilegal. La investigación de CMP, que también cuenta con documentos que corroboran lo dicho por los funcionarios, fue publicada en un artículo por la organización provida estadounidense Live Action el martes 26 de mayo.

El equipo provida precisa que las declaraciones de las ejecutivas «contradicen las afirmaciones anteriores de PP, de que la corporación nunca participó en la venta de partes abortadas de cuerpos de bebés y que simplemente las donó y recibió una compensación por los gastos».

En el video se presentan varias declaraciones, entre las principales están las de Tram Nguyen, directora senior de Acceso al Aborto de Planned Parenthood Gulf Coast; la Dra. Dorothy Furgerson, directora médica de Planned Parenthood Mar Monte; y la Dra. Deborah Nucatola, ex directora senior de Servicios Médicos para Planned Parenthood Federation of America.

Después de la publicación de los primeros videos del CMP a mediados de 2015, en los que se observa a altos directivos de PP negociando órganos y tejidos de fetos abortados por entre 35 y 100 dólares, la organización abortista y sus socios tomaron represalias y denunciaron penalmente, con acusaciones falsas, a Live Action, así como a David Daleiden y Sandra Merritt, los periodistas que expusieron el caso.

Live Action recuerda que PP alegó que los videos de denuncia fueron manipulados y editados en gran medida –una acusación que fue refutada por análisis forenses–, y que nunca se había quebrantado la ley federal.

El nuevo video publicado por Live Action esta semana da cuenta «de los contratos por correo electrónico enviados a Planned Parenthood Gulf Coast», a pesar de que la misma organización había asegurado «al New York Times que rechazaron el acuerdo».

«En un testimonio en video de su declaración bajo juramento, se ve a Tram Nguyen admitiendo que en realidad tenía la intención de seguir adelante con un acuerdo financiero», revela la organización provida.

El video, según informa Live Action, también cuestiona el argumento de que el dinero recibido no fue más que un reembolso por los costos en los que incurrió PP.

«El testimonio reveló que el pago solamente se haría a Planned Parenthood si StemExpress era capaz de obtener partes del cuerpo ‘utilizables’ de uno de sus centros de aborto, lo que significa que Planned Parenthood engañó al público cuando afirmó que solo recaudaba reembolsos por el tiempo y los costos de los empleados. Si bien la ley permite reembolsos de costos específicos cuando se donan órganos fetales, esos reembolsos deben cumplir con pautas específicas: Deben ser tarifas asociadas con el transporte, procesamiento y otros costos similares. Planned Parenthood no hizo ninguna de estas cosas, sin embargo, recaudaron dinero cuando proporcionaron a StemExpress partes corporales comercializables», revela..

En algunos de los testimonios presentados en el video se puede escuchar a un abogado en segundo plano que le indica repetidamente a su cliente que no responda cuando se le pregunta cuánto dinero puede haber recibido PP por vender partes de los cuerpos de niños abortados, detalla Live Action.

Sin embargo, la organización provida subraya que «las facturas muestran que algunos centros de Planned Parenthood recibían más de 10.000 dólares en un solo mes, prestando crédito a las promesas anunciadas por StemExpress de ‘beneficio financiero’ y ‘recompensa fiscal’ para las instalaciones de aborto». Otros documentos mostraron que las ejecutivas de alto nivel en la sede nacional de PP estaban al tanto de las ventas de partes de cuerpos.

«La ejecutiva abortista Nucatola admitió bajo juramento que sabía que PP de Los Angeles estaba recibiendo pagos por partes de cuerpos, pero afirmó que nunca se molestó en asegurarse de que todo se llevara a cabo legalmente», dice Live Action.

Nucatola es la persona que protagoniza el primer video encubierto lanzado por CMP. En éste reconoce que en ocasiones le dice a su comprador: «Me dirá que quiere cerebro, y nosotros, tú sabes, dejaremos el calvarium (la bóveda craneal) dentro hasta el final, y entonces trataremos básicamente de tomarlo o, realmente, sabes, recoger todo e incluso mantenerlo separado del resto de tejido para que así no se pierda».

Otras de las ejecutivas que aparecen dando testimonio bajo juramento, la Dra. Mary Gatter, previamente apareció un video de CMP de 2015 negociando la venta de órganos y tejidos de bebés abortados en las instalaciones de PP y diciendo que quería a cambio «un Lamborghini». En su declaración jurada, explica Live Action, «Gatter admitió haber establecido un acuerdo comercial con la firma de recolección de tejido fetal, ahora cerrada y con fines de lucro, Novogenix». Las empresas mayoristas de tejidos fetales abortados que operan continuamente en los Estados Unidos, StemExpress y Advanced Bioscience Resources (ABR) todavía están en funcionamiento.

«ABR todavía está trabajando con Planned Parenthood of the Pacific Southwest para obtener partes del cuerpo abortadas para los investigadores. Y aunque los funcionarios de Planned Parenthood admiten haber actuado mal bajo juramento, los periodistas que descubrieron su comportamiento ilegal continúan bajo investigación de las autoridades, lo que permite que Planned Parenthood continúe su esquema sin repercusiones», denunció Live Action, en defensa de CMP. En un comunicado de prensa, David Daleiden, líder del equipo de investigadores del CMP, dijo que «ha llegado el momento de las consecuencias federales para Planned Parenthood». ( vídeo de la ex directora de la PP)

«Planned Parenthood mintió al público y al Congreso, pero ahora ya no hay ninguna duda razonable de que Planned Parenthood vendió partes del cuerpo fetal, comercializando a los niños vivos en el útero y tratando a las mujeres embarazadas como un cultivo comercial. El Departamento de Justicia de los Estados Unidos debe escalar la aplicación de las leyes contra el tráfico fetal al más alto nivel de prioridad», denunció. Infocatolica

 

El actor Kevin Sorbo lidera campaña Pro Vida en el epicentro del Coronavirus de EEUU

La ONU : condiciona la ayuda humanitaria si se legaliza el aborto

Imagen | Publicado el por

Dr. Chenay, 99 años sobreviviente a su propio aborto atiende a enfermos en la pandemia del COVID 19

El Dr Chenay, 99 años, católico ferviente y superviviente de aborto, atiende pacientes pese al virus. El doctor Christian Chenay tiene casi 99 años, pese a lo cual continúa atendiendo pacientes a pesar de que es población de riesgo por el coronavirus.

Hasta hace muy poco, los lunes y los miércoles, desde las siete y media de la mañana hasta las tres de la tarde, el doctor Christian Chenay recibía sin cita previa. Es el médico en activo más anciano de Francia. Ejerce en su domicilio, en Chevilly-Larue, en la Isla de Francia (departamento de Val-de-Marne), prácticamente un barrio en el sur del gran París. Está dispuesto a seguir hasta cumplir cien años “siempre que esté en forma”, dice. “Somos solo tres médicos para 19.000 habitantes y soy el único que recibe sin cita, cojo a los treinta primeros que llegan”, explicaba a principios del año pasado. En enero de 2019 podría haberlo dejado, pero los médicos que habrían podido sustituirle se instalaron en otro lugar: “Sigo por los enfermos. No podía abandonar a mis pacientes. Es una cuestión de moral“. Y también personalmente, al menos a la residencia para misioneros jubilados que visita desde 1951, donde no se han detectado casos de Covid-19: “A algunos les conozco desde que eran seminaristas. Se fueron para América, África y la India. Ahora son ancianos y pobres y no les voy a abandonar tras setenta años de relación”.

 

El doctor Chenay es un católico ferviente y quiere “cuidarles y ayudarles a resistir”. Es un ejercicio vocacional de su profesión. Tanto, que ha visto jubilarse incluso a uno de sus hijos, de 67 años, quien trabajó con él durante 37 años y recuerda que algunas personas se aprovechaban mucho de él: “No sabía decir que no”. Esa bondad de trato y su capacidad de escuchar es lo que más valoran sus enfermos (algunos de ellos, sin papeles) en unos tiempos de un ejercicio de la medicina muy deshumanizado.

Su padre no quería tener hijos en el momento en el que su madre quedó embarazada, así que la obligó a abortar. Ella lo intentó con quinina e incluso con una aguja de tricotar, pero Christian se las arregló para “aferrarse a la vida”, según cuenta él mismo, hasta que sus progenitores desistieron. Una vida increíble. ReL

Yo también dudé.

Me gustaría que mi testimonio hiciera pensar a muchos. Yo también dudé, y si no me hubiera equivocado de teléfono, ahora mi bebé no existiría.

Tengo 26 años, y a mitad de junio del año pasado, empecé a sentirme mal. Un dolor de estómago, no podía ni dormir, me ahogaba. Me fui al hospital, donde me dieron una pastilla para el dolor. Al día siguiente durante la ecografía, el médico me comenta que tengo dextrocardia,  todos tus órganos de la izquierda están a la derecha y viceversa. Bueno para salir de dudas me mandó a urgencias para que me hagan un estudio de rayos X. Se confirmó que mi corazón y demás órganos estaban a la derecha. Al mes siguiente veo que mi ciclo es raro y decido hacerme un test de embarazo. Sale positivo.

¡Entre en pánico!, no sabía de cuanto estaba. En un centro privado me hice una eco para salir  de dudas, siempre con intención de abortar. El ginecólogo me felicita: ¡¡¡¡¡ESTAS DE 26 SEMANAS!!!!! Tú bebé ya está completito como para nacer.  El médico me pregunta si quiero saber el sexo. El pánico no me dejaba hablar. Le digo que sí. Y me dice, es un varón y se le ve muy bien. Después me bajo de la silla, agarró mí abrigo, y salgo sin pedir la foto de mi ecografía ni mi factura: Me pongo a llorar en plena calle. Empiezo a pensar mil cosas, que si en verdad está bien, por los tratamientos que tuve, los rayos X,…. ¿Qué puedo hacer yo sola con un bebé? Así estuve hasta enero. Empecé a llamar a teléfonos para abortar. Y uno de ellos me animó a tenerlo, empecé a plantearme otra situación. Día a día hablaba con Virgi y con Marta, de MásFuturo. Sabía que tenía posibilidades de abortar, podía conseguir el dinero. Pero algo dentro de mí estaba gritando que NO LO HICIERA. Después de las fiestas le conté a mi tía, con la que vivo. Me dio su apoyo.

Hoy tengo en mis brazos a mi bebé. Tiene un mes y gracias a Dios está sanito que es lo más importante. Como me dijo Marta, cuando le dices sí a Dios todo sale bien. Ahora le miro a mi bebé y me arrepiento mucho del mal pensamiento que tuve. Gracias por estar ahí cuando más lo necesitaba. Soy muy feliz con mi bebé. Me llamo Daisy, os escribo desde Barcelona.

Ese día llamó a su mujer: ¡HOY HE PERDIDO EL NOBEL!

Hommage à Madame Jérôme Lejeune : un combat pour la Vie ...Ha muerto Birthe Lejeune. ¿quién es esta MUJER?. Ponemos en mayúsculas este ejemplo para todas nosotras. De origen danés, no católica, (después se convertiría al catolicismo), casada con el Dr. Jérome Lejeune. Fue su apoyo en todas las épocas de su dura trayectoria como científico, médico y profesor. No se quedaba solo en mero apoyo, sino que organizaba, se involucraba y no dejaba de animarle cuando el millonario mundo pro aborto le negó el premio Nobel. Birthe es un ejemplo para todas las mujeres, ella si es una líder. Descansa con el. Descansad en Dios. Marta Velarde, MásFuturo.

Jérôme Lejeune perdió el Nobel de medicina por defender l...Reproducimos un articulo del blog en honor a los dos.

Un popular programa de televisión en Francia transmitió un debate sobre el aborto de fetos con trisomía 21 (Síndrome de Down). Al día siguiente, un niño de 10 años con esa enfermedad llegó con su madre a la consulta de Jérome Lejeune. Lloraba desconsoladamente, pues había visto el programa. El niño  rodeó con sus brazos el cuello del doctor y dijo: “nos quieren matar, somos débiles, y no sabemos defendernos…”. Desde ese día, el Dr. Lejeune trabajó sin descanso para defenderlos.

Jérôme Lejeune – Materiales de un profe de reliEn un congreso internacional de salud en Nueva York, le nombran experto francés en las consecuencias de las radiaciones en la descendencia. Un día se abre en el ilustre recinto de la ONU el debate sobre el aborto con los habituales argumentos: mortandad de mujeres, abortos clandestinos,…Entonces J. Lejeume, y solo él, toma la palabra para defender a ese no nato. Esa tarde perdió el premio Nobel.